Ha fallecido uno de los grandes de la montaña. El alpinista navarro Iñaki Ochoa de Olza. Mi más sentido pesame a familiares y amigos. Tras cinco noches a más de 7.400 metros de altura y afectado por una grave lesión cerebral complicada en las últimas horas por un edema pulmonar, falleció hoy a las 8.45 horas (12.30 horas en Nepal) en la pared sur del Annapurna.

Coincidí con el en varias carreras y siempre lo admiré por su valor y esfuerzo. Como cuando llevaba la camara en Al filo de Lo Imposible. Que si ya de por si es durisimo subir un 8000 no me puedo imaginar lo que es hacerlo con todo el equipo de filmación encima. O cuando se entrenaba arrastrando una rueda de tractor para coger fuerza de cara a una expedición en el Polo Norte… Númerosas son las hazañas que llevó acabo atraido por el magnetismo de las montañas. Me ha parecido muy emotiva su página web, y los fragmentos del libro que estaba escribiendo. Cito aqui unas palabras suyas, que resumen perfectamente la filosofía de la montaña:

Es una opción, un camino de vida, y como toda elección, supone dejar otras cosas atras. Pero nunca me he arrepentido y siempre he vuelto a casa contento, a recobrar nuevas energías y partir una vez más, como decía Doug Scott “atado al mastil como Ulises, buscando esas islas que brillan en el cielo con luz propia”

Nada más y nada menos que eso son los ochomiles.

Iñaki, ez zaitugu ahaztuko!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s